sábado, 13 de febrero de 2016

El Vampiro

 Eres un vago recuerdo de aquella noche o
quizá solo fue un sueño, pero sin embargo de algo me acuerdo.
La ventana entre abierta,
me despertó el viento,
una voz que provenía de un rincón me poseía,
ya no era yo , ya te pertenecía.
Sentí el rose leve y frio de tu mano,
y un largo escalofrió me recorrió y penetro
hasta los huesos.
Caía mi pelo por mis cándidas formas
desnudas, esparciste los encendidos besos
por todo mi cuerpo.
Tus colmillos caóticos y huraños
se clavaron en mi cuello, y un suspiro
provino de mis entrañas.
Y mientras yo agonizaba, tu  sediento vampiro
te alimentabas de mi ardiente sangre como vino.

vampire love:



No hay comentarios:

Publicar un comentario